Inscríbete y crea tu propia colección de obras y artículos

Urbipedia usa cookies propias para garantizar funcionalidades y de terceros para información y estadísticas.
Si usa Urbipedia, asumimos que las acepta; en otro caso, debería salir de este sitio.

Giovanni Battista Piranesi

Saltar a: navegación, buscar
Pietro Labruzzi portrait of Giovanni Battista Piranesi.jpg

Giovanni Battista Piranesi (Mestre, 4 de Octubre de 1720 -Roma, 9 de Noviembre de 1778) fue un grabador y arquitecto italiano. Después de un período de estudio en Venecia, en 1740 se trasladó a Roma, donde permaneció prácticamente hasta su muerte. Sus muchos grabados describen los edificios de la Roma clásica y postclásica y sus alrededores contribuyendo considerablemente a la fama de Roma y al cultivo de la arqueología clásica y al movimiento Neoclásico en Arte.

A mitad de siglo Roma es centro de una intensa actividad intelectual. La elite internacional de aficionados y eruditos, entre los que se pueden citar al Conde Caylus y a Johan Winckelmann, debaten los problemas de lo Bello, absoluto o relativo, y en esta disputa estética, vienen a consultar los testimonios de una civilización que ha llegado a su cenit. Sus reflexiones llevaran a la elaboración del neoclasicismo, en el cual Piranesi juega un papel determinante de catalizador, hasta tal punto que se ha inventado el término piranesismo para designarlo.

Muy joven aprende el arte de la construcción con su padre, tallista de piedra y constructor. Con su tío Matteo Luchesi, arquitecto de renombre e ingeniero, se inicia no solamente en arquitectura sino en los problemas técnicos de la construcción de puentes y diques.

Asimismo aprende a elaborar los decorados de teatros con los hermanos Valerini, un complemento a su formación de todo arquitecto en una ciudad donde el teatro y la ópera reinan sin competencia. Se familiariza con la “técnica de ángulo”, una innovación de Ferdinando Galli Bibiena y de sus hermanos los Bibiena, de la que hará uso más tarde en sus grabados.

Por otra parte está fuertemente marcado por el movimiento teórico que se desarrolla alrededor de la enseñanza de Carlo Lodoli.

A la edad de 20 años Piranesi llega a Roma como dibujante del embajador de Venecia. La Roma que descubre llama su atención: los fragmentos antiguos emergen del suelo, mezclados con la vegetación, pero su imaginación le permite hacer resurgir la grandeza de la ciudad en tiempos imperiales. También le entusiasman las basílicas romanas y las iglesias barrocas. La Ciudad Eterna ha conocido recientemente una ola de construcciones y algunas obras continúan entonces. La fachada de San Juan de Letrán de Galilei, el Palacio de la Consulta de Fuga están terminados hace pocos años y Nicola Salvi comienza la construcción de la Fontana de Trevi.

Se ha dicho que un joven arquitecto tenía pocas oportunidades de hacer carrera en este contexto, y que Piranesi no encontró otro medio de vida que el grabado, aunque la dedicatoria de su primera obra, Prima Parte d’Architetture e Prospettive, prueban que no estaba interesado en un trabajo arquitectónico rutinario.

Produce las múltiples Vedute di Roma en el taller del grabador siciliano Giuseppe Vasi, que vende a los turistas de Roma como souvenir. En su primera obra, Prima Parte d’Architetture e Prospettive, compuesta de dieciocho láminas, el tema central es la Antigüedad. No son solamente simples reconstrucciones de monumentos antiguos sino el resultado de una imaginación desbordante. Consigue un gran éxito, llamando la atención de los jóvenes pensionados de la Academia de Francia en Roma, inspirando la obra de artistas como el pintor Hubert Robert y los arquitectos Ledoux y William Chambers.

Realiza un viaje a las excavaciones de Herculano, rodeadas aun de un gran secreto, pero que ya revelan aspectos desconocidos de las realizaciones antiguas.

Parece ser que conoce a Tiepolo durante una estancia en Venecia en 1744-45. En 1745 publica la primera serie de las Carceri. En 1747 vuelve a Roma, con el encargo de vender grabados del marchante veneciano Giuseppe Wagner, no dejando la ciudad nunca más. Abre un taller en el Corso, frente a la Academia de Francia, convirtiéndose en lugar de encuentro de becarios ingleses y franceses, así como de los aristócratas que realizan el Grand Tour, como Robert Adam y William Chambers, publicando a partir de entonces diversas obras, como Opere Varie d’Architetture, Grottesschi, Antichitá, etc.

Piranesi aborda demostrar la superioridad absoluta de Roma, haciéndose el interprete del genio creador de la Antigüedad frente a la joven generación de artistas.

Sus grabados tiene una intención didáctica, con intención de ofrecer a los arquitectos modelos perfectos para sus construcciones.


Referencias

Ojo.izq.negro.jpg
Referencias e información de imágenes pulsando en ellas.
Azuldeg.jpg
LineaBlanca.jpg

Pulsar sobre el icono correspondiente para compartir, enviar o imprimir (ayuda) el artículo:

SiguenosInstagram.jpg
Editores y colaboradores de este artículo ¿?
    


   » Alberto Mengual Muñoz   » (Ana)   »  Iñaki M.B.

Artículo procedente de Urbipedia.org. Con licencia Creative Commons CC-BY-NC-SA excepto donde se indica otro tipo de licencia.
Origen o autoría y licencia de imágenes accesible desde PDF, pulsando sobre cada imagen.
https://www.urbipedia.org/index.php?title=Giovanni_Battista_Piranesi&oldid=584261