Inscríbete y crea tu propia colección de obras y artículos ¡Anímate y ponte tus gafas!

Escuela Carioca

Saltar a: navegación, buscar
Statusbar3.png
    Artículo        Incluir información complementaria        Incluir artículos relacionados        Incluir Bibliografía y Enlaces         Metadatos    

U.135x135.gris.jpg
Escuela Carioca
Escuela Carioca (Escola Carioca) es el nombre por el que la historiografía comúnmente identifica parte de la producción moderna de la arquitectura brasileña. Se trata originalmente de la obra producida por un grupo radicado en Río de Janeiro, que, bajo el liderazgo intelectual de Lucio Costa (1902-1998) y formal de Oscar Niemeyer (1907), crea un estilo nacional de arquitectura moderna: una especie de brazilian style, que se disemina por el país entre los años 1940 y 1950 y se contrapone al international style, hegemónico hasta los años 1930.

Para entender el término hay que recurrir a uno de los episodios "fundadores" de la moderna arquitectura brasileña: el proyecto del Ministerio de Educación y Salud (MES), actual Palacio Gustavo Capanema, realizado entre 1936 y 1943, elaborado durante el gobierno de Getúlio Vargas. El edificio está diseñado por un equipo liderado por Lucio Costa con la orientación directa de Le Corbusier (1887-1966), que viene a Brasil para ayudar a los jóvenes arquitectos en la tarea de proyectar un moderno edificio como sede del ministerio. El equipo, formado por Carlos Leão (1906-1983), Affonso Eduardo Reidy (1909-1964), Jorge Moreira (1904-1992), Ernani Vasconcelos (1912-1989) y Niemeyer, realiza el primer edificio que incorpora a gran escala los cinco puntos de la arquitectura corbusiana -brise soleil (parasol), pan de verre (muro cortina), cubierta jardín, planta baja con pilotis y planta libre- al mismo tiempo que utiliza una plasticidad que por lo general no se ve en la arquitectura moderna de otros países y recupera elementos "nacionales", como los paneles de azulejos. Para el crítico de la arquitectura João Masao Kamita, esta escuela se destaca "por la dinamización y combinación inventiva de los volúmenes, por la composición variada y provocadora de la concatenación de curvas y diagonales a las rectas, por la apertura y transparencia del bloque, por el tratamiento sencillo de las formas de sellado no solo en lo que tiene que ver con los materiales utilizados y con la forma de los vanos, sino al mismo diseño de superficie, ora plegado, inclinado o curvo". Aún según el crítico, esta producción estaría marcada por un sentido único de exuberancia y extroversión y por "una articulada e inteligente interpretación de la nueva arquitectura sin despreciar el pasado, visto como sustentáculo del presente", tanto en el ámbito del proyecto como en el de la historiografía. La relación entre modernidad y tradición es la base no solo de la moderna arquitectura brasileña hasta mediados del siglo XX, sino también el eje del discurso construido por Lucio Costa acerca de la historia de la arquitectura nacional, que vincula la arquitectura producida en el periodo colonial y la realizada contemporáneamente, y sostiene toda una historiografía posterior.

Además del MES, se consideran ejemplares de la Escuela Carioca obras como el edificio sede de la Asociación Brasileña de Prensa (Associação Brasileira de Imprensa (ABI)) (1936), de los Hermanos Roberto: Marcelo (1908-1964), Milton (1914-1953) y Maurício (1921-1996); la Estación de Pasajeros de Hidroaviones (1937), de Attílio Corrêa Lima (1901-1943); el Grande Hotel de Ouro Preto (1938), de Niemeyer; el Conjunto Arquitectónico de la Pampulha, proyectado por Niemeyer en Belo Horizonte; el Park Hotel São Clemente (1944), en Friburgo, Río de Janeiro, de Lucio Costa; el Conjunto habitacional Pedregulho (1950-1952) de Reidy, entre otros.

La idea del término Escuela Carioca de arquitectura se esboza por primera vez con ocasión de la publicación del catálogo de la exposición Brazil Builds, en el Museo de Arte Moderno (MoMA) de Nueva York, en 1943, en un texto escrito en 1944 por el crítico Mário de Andrade (1893-1945) sobre la importancia de esta realización. Andrade afirma que "la primera escuela, lo que se puede llamar legítimamente 'escuela' de arquitectura moderna en Brasil, fue la de Río de Janeiro, con Lucio Costa al frente, y hasta hoy inigualada". En ese mismo año, esta producción nombrada internamente como Escuela Carioca comienza a hacerse conocida como brazilian style. La simultaneidad de los términos hace que durante mucho tiempo se tome la producción arquitectónica "carioca" por la totalidad de la producción nacional, algo que la historiografía de la arquitectura está revisando desde los años 1980. De hecho, a partir de la década de 1940 es posible verificar en diversas ciudades de Brasil una producción que puede identificarse con la rúbrica Escuela Carioca. Encabezada por arquitectos cariocas o formados en Río de Janeiro - como Hélio Duarte (1906-1989), quien dirige la experiencia del Convenio Escolar en São Paulo (1948-1952), y Oscar Niemeyer, quien proyecta los principales edificios del Parque do Ibirapuera, responsables de la introducción de la arquitectura moderna en los edificios públicos en São Paulo-, no se puede afirmar que ella represente la totalidad de la producción arquitectónica brasileña, pues incluso entre los arquitectos cariocas hay quienes en su obra o en algunos proyectos tratan de mantenerse fieles a las normas racionalistas más estrictas, como Jorge Moreira y Vital Brazil (1909-1997), o construir otros vocabularios arquitectónicos, como Sérgio Bernardes (1919-2002).

El término está, por lo tanto, lejos de ser consensual, pues identifica superficialmente una serie de obras como una producción hegemónica, en detrimento de la variedad de propuestas en marcha en el país entre las décadas de 1930 y 1950, incluso entre los que se convierten en símbolos de la llamada Escuela Carioca, como Costa, Niemeyer, Reidy, Moreira y los Roberto. Como ejemplo, se puede señalar la diferencia en la forma de las obras de Costa y Niemeyer -los principales nombres de Río de Janeiro-, donde se ve la conexión entre la arquitectura moderna y la tradicional. Si para Costa se trata de valorar la austeridad de la arquitectura civil de la tradición constructiva luso-brasileña, porque esta se acerca a la contención formal moderna, en la obra de Niemeyer lo que se nota es la filiación al barroco de Minas Gerais, sobre todo el de las iglesias, teniendo en cuenta que este se aleja de un racionalismo más estricto, resaltando plásticamente el carácter propio de cada edificio.

Obras representativas

Referencias

Compartir, enviar e imprimir (ayuda) artículo:

Editores y colaboradores de este artículo ¿?


   » Alberto Mengual Muñoz   »  Iñaki M.B.

Artículo procedente de Urbipedia.org. Con licencia Creative Commons CC-BY-NC-SA excepto donde se indica otro tipo de licencia.
Origen o autoría y licencia de imágenes accesible desde PDF, pulsando sobre cada imagen.
http://www.urbipedia.org/index.php?title=Escuela_Carioca&oldid=469898